1/11/13

Las calaveras en México - Día de Muertos

catrina

La catrina es un icono del día de muertos en México, en este artículo te invitamos a conocer los orígenes de está singular caracterización de la muerte, así como de las calaveras literarias.

Uno de los iconos más representativos del día de muertos en México es la Catrina, una calavera vestida con ropas de colores alegres o de gala, que ríe, come, festeja, bebe y encontramos reproducida en tantos sitios y de tantas formas distintas. La Catrina tiene su origen hace más de cien años, en el siglo XIX los dibujos de esqueletos y cráneos se realizaban como critica y burla a la situación política y económica del país (la muerte es indeseada, huele mal, es podredumbre y la sociedad también lo era), eran muy populares entre el pueblo y eran comunes en los periódicos llamados de combate; uno de los dibujantes de estas calaveras fue José Guadalupe Posada quién en sus obras acentúo la alegría y desenfado del pueblo mexicano, creando la singular Catrina, que en su comienzo era conocida como La Calavera Garbancera (se llamaban garbanceros a personas de raíces indígenas que pretendían ser europeos). Más tarde, Diego Rivera le dio el nombre con el que la conocemos ahora y fue el primero en pintarla vestida.

Las calaveras literarias, también nacen en el siglo XIX, cuando artistas del grabado y literatos se burlaban de los versos funerarios que habíamos heredado de los españoles, versos vanos que enaltecían a los muertos con falsas virtudes y que muchas veces terminaban siendo ridículos, lo cual les dio a los escritores que surgían una perfecta fuente de inspiración donde usaban su creatividad como arma para cuestionar los excesos de la sociedad y de la política, quienes en forma de verso y con un toque de ironía escribían a quienes según su consideración eran merecedores de ser acampañados por la muerte.

Actualmente podemos encontrar calaveras de todo tipo, cortas, largas dedicadas a un amigo, vecino, haciendo critica social, o escritas hasta para un ser querido, incluso, a la mismísima Catrina:


Gran Baile de Calaveras.

Llegó la gran ocasión
de divertirse de veras.
Van a hacer las calaveras
Su fiesta en el Panteón.
Las flautas son de canillas.
De huesos son los violines.
De cráneos los cornetines.
Los fagós de rabadillas.
Las viuditas relamidas
que se precian de virtuosas
asistirán ruborosas
todas de blanco vestidas.
Un militar esforzado
Que en todas partes corría
La gran cruz de valentía
Lucirá muy esforzado.


Los sudarios se reforman,
se remiendan las mortajas
y con las fúnebres cajas
estrado y gradas se forman.
Bailarán los comerciantes,
Los sastres y los cocheros,
Los soldados, los pulqueros,
Albañiles y estudiantes.
Ingenieros y cantores,
dependientes y modistas,
carretoneros y artistas,
lavanderas y pintores.
Será una gran igualdad
que nivele grande y chico.
No habrá ni pobre ni rico
en aquella sociedad.
El que quiera la función
mirar de las calaveras
que se muera de deveras
y que se vaya al Panteón.


Antonio Vanegas Arroyo -1906

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Me encantaría saber qué te ha parecido esta entrada o cualquier comentario que tengas.